El Peatón del Aire

Categorías:

Archivos:

<Octubre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
29 30 31        

Documentos:

  • Pesadillas que nunca tuve

  • Blogalia

    Improcedente despedida

    Sabía que tarde o temprano tenía que ocurrir, aunque no ha sido ni lo segundo ni lo primero. Interiormente uno pensaba como aquel cartel que cuelga de muchos establecimientos y que reza “hoy no se fía, mañana sí”, y a la vez aguardaba la chispa que provocara la explosión. Es curioso, pero cuando llevas tanto tiempo preparándote los acontecimientos te suelen cornear con la mayor de las sorpresas.

    Por la sala sólo corría el fresco del aire acondicionado, pues otros frescos ni siquiera se presentaron. Llegó un señor con bigote y camisa de cuadros, y la temperatura bajó un par de grados en evidente insumisión al termostato de la máquina. Me estrechó la mano de la forma más fría y aséptica que jamás hubiera experimentado. Era su abogado, armado con un poder en una mano y un cheque en blanco en el bolsillo de la camisa.

    “La empresa sigue opinando que su actividad es de ‘fijo discontinuo’, y en verano no se dan asignaturas de su especialidad” – retransmitía mientras mis neuronas me hacían recordar cómo las materias que he impartido oficial y extraoficialmente durante ocho años ahora las tiene alguien con menos titulación que yo. Quizás sepan más que la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, o el mismísimo ‘MEC’.

    “Pero la empresa está dolida porque la has demandado sin antes negociar con ellos” - prosiguió el licenciado a la vez que yo dejaba de reprimir una carcajada. ¡Pero si fueron ellos los que me echaron del despacho! ¡Yo les advertí de la ilegalidad que cometían, pero su soberbia y fanfarronería les ha llevado a esto! Nunca creyeron que les fuera a demandar, pero yo no soy como otros. Me obsesiona cumplir lo que digo.

    “En fin, que la empresa está dispuesta a reconocer que ha sido un despido improcedente, y a indemnizarle con cuarenta y cinco días por año”- Vaya, esa frase sí que es cínicamente conmovedora. Rápidamente mi abogada sacó papel y lápiz mientras yo iba haciendo las operaciones en mi móvil con mis aturdidos dedos. Estaba ocurriendo todo de la forma más sencilla: me estaba yendo de nueve años de trabajo.

    “No te veo muy decidido” - me decía mi abogada cuando nos retiramos a deliberar. Le estaba sacando la máxima indemnización monetaria a mis jefes, pero moralmente no me sentía recompensado. En tanto tiempo nunca les exigí una igualación de mis escasos derechos con los del resto de compañeros. Sólo pedía trabajo, esperando que alguna vez se dieran cuenta de todo lo que mi extenso currículum dice que valgo.

    Al salir del edificio miré el cheque, y veía en él un colegio sin ‘Don George’ saludando y bromeando con los alumnos; desfaciendo en el pasillo entuertos informáticos de los compañeros con sus ordenadores; pidiendo permiso a los jefes para asistir a congresos a la vez que me daban el tostón con que tenía que ser más autoritario y dejarme de mis “rollos de ciencia”. Sólo le caía mal a cinco personas, y todos eran jefes míos.

    Un cheque de cinco cifras. Esa es la improcedente despedida que me querían dar. Lo que no saben es que me llevo en el corazón la sonrisa que me ofrecen los alumnos cuando me los encuentro en la calle o por Internet – qué gran recompensa, que no todos los profesores saben obtener-; a mis compañeros – los verdaderos, que son muy escasos- y a mis amigos y familiares. Gracias por vuestro apoyo. Hemos ganado ¿no?

    2003-08-05 07:45 | Categoría: | 5 Comentarios | Enlace

    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://peaton.blogalia.com//trackbacks/10374

    Comentarios

    1
    De: Ctugha Fecha: 2003-08-05 07:50

    Ánimo peatón, a ver si quedamos ahora que pareces tener tiempo...
    ¿Qué tal el miércoles?



    2
    De: Tenebris Fecha: 2003-08-05 07:55

    ¡Chapeau peatón!
    Una vez la suerte está echada lo mejor que se puede hacer es lograr el mayor rendimiento de la situación. Ahora a disfrutar del verano y a entrar con ganas de nuevo al puñetero mercado ese en el que casi siempre mandan como jefes o los más incompetentes o los más hijos de su madre.



    3
    De: rvr Fecha: 2003-08-05 18:53

    Creo que a algunas personas les (nos) cuesta mucho hacerse a la idea de que un trabajo es un trabajo, que una empresa es una empresa, con todo lo que ello implica.



    4
    De: Oze (El Erizo Azul) Fecha: 2003-08-06 02:10

    Ánimo, compañero. Sin lugar a dudas esta situación no debe ser sencilla para ti... pero ahora se abren nuevas puertas, nuevos caminos que seguro que traen gratas aventuras a tu vida. Un abrazo.



    5
    De: Gemita Fecha: 2003-08-06 08:10

    Pues si, hemos ganao "Don George" todos los que salimo de ahi de una forma u otra!! Sera una mala temporada de adaptación sin Unamuno, pero como tu dices, queda la alegria de tus amigos y ex-alumnos que te apoyan y te apoyaran siempre a pesar de que a algun@s como yo, han sido expulsados de tus clases por mal comportamiento cuando se lo merecian.El tiempo lo dice todo, y finalmente la mierda se queda con la mierda, por lo que puedes hoy respirar trankilo. Muchos Besitos y Animo!!



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.81.45.122 (af84a8a298)
    Comentario

    © 2002 - 2003 Don_Cicuta
    Powered by Blogalia